El escultor de la Obra, Julián Bermúdez, con el alcalde de Tías, Pancho Hernández, y la concejal Nerea Santana